Planes de pensiones, ¿sí o no?

Por Inversor Millennial
Planes de pensiones ¿sí o no?

Ya compartí con vosotros que me llevaba un tiempo picando la curiosidad con el tema de los planes de pensiones. La posibilidad de tener beneficios fiscales cada año que me dieran más músculo inversor me animó a investigar el asunto, pero la verdad es que no me esperaba que fuera un problema TAN COMPLEJO. 

Me ha costado mucho tiempo de análisis e investigación poder sentirme medianamente seguro de dar el siguiente paso. He estado leyendo mucho material online (podéis ver enlaces al final de este artículo), preguntando a expertos (como al equipo del podcast de Finect Talks o François Derbaix de Indexa) Y hoy comparto con vosotros mis conclusiones. Estaré encantado de escuchar vuestros comentarios al respecto, que seguro serán riqueza pura. 

¿Por qué iba a estudiar un millennial algo tan rancio como los planes de pensiones?

Cualquiera que vea cómo va evolucionando la natalidad y la economía del país puede ver que las pensiones públicas están en grave amenaza. Esto te lleva a tomar la via de no contar con el estado para llevar una vejez serena.

Eso se puede conseguir ahorrando e invirtiendo para que llegada la hora puedas vivir por tus medios. Si cae algo de un hipotético estado que quedara en pie dentro de 30 años, pues bienvenido sea, pero la clave es no entregarse a ciegas a las manos de los políticos de nuestros nietos. 

Una vez está clara esta premisa, lo siguiente es ver cómo invertir para que llegada la hora puedas retirar dinero de tus ahorros y vivir de ello con la menor penalización fiscal. Los impuestos a la inversión (bolsa, fondos, etc) y al trabajo (los PP cuentan como trabajo) son diferentes, y las leyes pueden cambiar para favorecer o perjudicar a unos o a otros. Mi planteamiento es: ¿tendría sentido diversificar para minimizar ese riesgo? Ni todo a PP ni todo a Fondos de inversión, sino buscar un equilibrio.

Además de la diversificación fiscal ¿qué beneficio tendría esto?

El mayor beneficio en mi opinión es la desgravación fiscal. Si aportas hasta 8000€/año el estado te devuelve hasta 3000€ en tu siguiente declaración de la renta. ¡Imagina qué subida de sueldo puedes tener a partir del año que viene! Si esos 3000 los reinviertes año tras año, es una fuerza muy seria a tener en cuenta para hacer crecer tu cartera. 

No me vendas la moto: ¿cuánto exactamente “gano” fiscalmente cada año?

Según tu salario anual se te aplican unos impuestos u otros. Puedes ver cómo funcionan los tramos de IRPF en este artículo de Finect (y ojo al video de Vicente que está genial).

Y en base a eso y a tu aportación, puedes saber cuánto recibirás el año próximo. Puedes jugar con esta calculadora para calcularlo.

Por ejemplo, para una aportación de 5000€ estando en el tramo 30%, salen a devolver unos 1500€. Vamos, ¡una paga extra! 

¿Y qué hace el dinero mientras está metido en un plan de pensiones?

Los gestores (bancos) invierten ese dinero para que vaya creciendo año tras año. Dependiendo del horizonte temporal y el perfil de riesgo, se invierte más en renta variable (bolsa) o en renta fija (deuda de países, empresas, etc). La idea es que ese dinero luche contra la inflación para que cuando lo saques haya crecido y no haya encogido. Esto tiene el beneficio extra de que a perfiles que normalmente no se meterían en inversión, a través de este vehículo entran en la inversión, y como no pueden sacar el dinero en 10 años, al menos no pueden entrar en pánico y vender cuando lleguen las curvas de caídas de mercado. Eso es un punto positivo. 

Entonces, por ir resumiendo: este año invierto 3000€ y eso estará metido en bolsa durante los próximos 10 años. Aunque no sabemos qué hará la bolsa, con un conservador 4 ó 5% anual hablamos de que en 10 años podrá valer unos 4600€ (mil y pico euros de ganancia), además de que el año que viene recibiré 1000€ en metálico en la devolución de la Renta. Es decir, es una inversión donde me devuelven en metálico el 30% de mi aportación en un plazo de año y además todo mi dinero aportado está invertido en bolsa a largo plazo. Personalmente me parece tremenda opción.

¡Pero no puedo contar con ese dinero cuando lo necesite!

Efectivamente, estos planes están pensados para que no los uses hasta que te jubiles. Tienes que contar con que este dinero no existe hasta que te quedes en paro, te (pre)jubiles, o hayan pasado 10 años. 

A partir del año 10 puedes retirar lo que metiste en el año 1. Año 11, lo que metiste el año 2, etc. Por eso es importante no tener solamente este vehículo de ahorro/inversión, sino que sea una “hucha” más, junto con los fondos de inversión y otras formas que tengas de mover tu dinero. 

Vale, ¿y cómo funcionan las retiradas de dinero cuando llega la hora? ¿Qué hay del famoso HACHAZO FISCAL?

Empecé a investigar sobre posibles estrategias de retirada de dinero una vez se llega al momento de (pre) jubilación y encontré esta maravilla de tablas en la web de CazaDividendos, donde se explican los impuestos que pagarías de las combinaciones ahorro/trabajo (fondos vs PP en mi caso): ver las tablas aquí – Como podéis ver, en muchos escenarios la tributación trabajo más rentas es mucho más beneficiosa que sólo trabajo o sólo rentas.

La clave es que si retiras todo tu plan de pensiones el mismo año que te retiras, cuenta como trabajo, y Hacienda se queda la mitad ¡ZASCA!. ¿Qué hay que hacer? Pues retirar cantidades que vayas a necesitar cada mes/año poco a poco. Así pagarás lo mínimo. Más info en este excelente artículo de José Trecet.

Ponme un ejemplo concreto, anda

Para tener unos ingresos de 1500€/mes netos (18.000€/año) en la jubilación necesitaría unos ingresos anuales de 22.000€ brutos aproximadamente. 

A) Con 22k sacados de fondos de inversión pagaría unos 3462/año impuestos
B) Con 22k sacados de planes de pensiones pagaría unos 3094/año (368€ de ahorro/año con respecto a sólo Fondos)
C) Con 14k de FI y 9k de PP pagaría unos 2799/año (663€ de ahorro/año con respecto a sólo fondos)

Esto ya me daba pistas de que tener ambos vehículos sería una opción interesante a evaluar. 

¿Cómo afectaría esta decisión  a mi estrategia anual de inversión?

Puedes aportar hasta 8000€ al año para desgravar hasta 3000€, así que cada año aportaría esos 8000€ y lo restante iría a fondos de inversión. A partir del segundo año, añadiría los 3000€ que me devuelve Hacienda a la inversión de los fondos, por lo que al final de por ejemplo 15 años son un extra de 45.000€ que han hecho engordar la cartera de fondos de inversión. ¡No es moco de pavo! 

¡Millennial! ¿No estarás dejando escenarios sin estudiar?

¡Seguro que sí! Pero es un problema muy complejo, la verdad. ME DUELE LA CABEZA. Para estudiar si me merece la pena invertir en planes de pensiones definí escenarios optimistas, neutrales y pesimistas para las siguientes áreas:

El estado de las pensiones en el 2050:
a) las pensiones seguirán aproximadamente como hoy (o mejor)
b) habrá pensiones, pero más bajas y con más restricciones de acceso
c) no habrá pensiones

Mi carrera profesional:
a) Trabajo hasta los 69 años mejorando progresivamente en puestos y salarios. Cotizo hasta el fin. 
b) Quedo fuera del mercado laboral por despido, paro, accidente, enfermedad y dejo de cotizar pronto (45? 50?).
c) Me salgo del mercado laboral a los 55 (¿o antes?) por haber alcanzado la quijotesca independencia financiera (…por soñar que no quede… :D). 

Mi vida ahorradora/inversora:
a) Entre los 35 y los 50-55 ahorrando e invirtiendo la mitad de mi sueldo. 
b) Entre los 35 y los 69 ahorrando e invirtiendo 1/4 de mi sueldo
c) Quiebra personal y stop ahorro e inversión 

Posibles estrategias de inversión:
a) Sólo Fondos de Inversión
b) Sólo Planes de Pensiones
c) Mixto FI + PP

Sin olvidar costes e impuestos: 
a) comisiones anuales (son diferentes en fondos que en planes de pensiones)
b) impuestos al invertir (los PP desgravan, los FI no)
c) impuestos al retirar (los FI cuentan como rendimientos del capital, los PP son rendimientos del trabajo)

Teniendo en cuenta todos estos factores vi que la aportación anual del dinero desgravado, más las bajas comisiones del plan de pensiones que estudié y las flexibilidad de estrategia de retirada de fondos en la fase de retiro hacían una buena jugada en la mayoría de los casos y por eso me he decidido dar el paso. 

Pero espera ¿interesan los planes de pensiones a todo el mundo?

¡¡¡NO NO NO!!! Si vas a necesitar el dinero en menos de 10 años, no debes tirar por este camino. Es decir, si piensas comprar una casa, coche o lo que sea en este tiempo, olvídate. También es importante tu tramo salarial: cuanto más alto sea tu salario más beneficio fiscal tendrás y viceversa. Haz los cálculos para ver si a ti te sale a cuenta.  

¡Dime más PROs y Contras!

PROs

  • La desgravación fiscal aporta mayores Ingresos anuales para invertir (hasta 3000€ extras)
  • Diversificación del riesgo fiscal a futuro (alternativas en el mix ahorro/trabajo)
  • Buenos costes y diversificación global (pero NO en la banca tradicional)
  • Flexibilidad: puedo traspasar entre Planes cuando quiera. Y puedo parar la estrategia cuando quiera. 

CONs

  • No puedo tocar el dinero en 10 años (excepto en casos de minusvalía, paro, etc)
  • Incertidumbre por la pelambre política: en los próximos 30 años ¿vendrán patillas o coletas? ¿cómo afectarán los cambios de legislación al plan? ¿cambiarán los tramos de IRPF considerablemente? ¿Cambiará la forma de tributar del capital y del trabajo?

Ok. ¿Y qué planes de pensiones hay en el mercado?

¡He visto auténticas aberraciones en este frente! Tanto los bancos comerciales (BBVA, Santander…), como algunas gestoras value que he mirado (Cobas, Bestinver) proponen mucha variedad planes: de renta variable, renta fija, distintos perfiles de riesgo, pero en general predomina la gestión activa con comisiones bastante altas (1.5%-1.7%) y la mayoría tiene rendimientos históricos bastante por debajo de su benchmark de comparación. Está claro que no sabes lo que hará la bolsa en el futuro, pero lo que si sabes es lo que pagarás de comisiones cada año, así que evita que te manguen por ahí. 

Ejemplo de gastos de gestión:

  • ING: 1,32% 
  • Bestinver: 1.5%
  • BBVA 1,7%
  • Cobas: 1.75% 

En el otro extremo de la galaxia tenemos los planes automáticos indexados (o robo-advisors) que están rompiendo el mercado con comisiones mucho más bajas gracias a la inversión pasiva indexada y a la automatización de procesos. 

¿Y qué has decidido tú al final?

La verdad es que no hay color entre estas opciones que he listado. Para una cartera de 10000€ no es lo mismo pagar comisiones de 175€ al año que 60€. Y no sólo eso, también hay que ver en qué activos invierte el plan: una cartera bien diversificada a nivel global es clave, y ya sabéis que a mi la indexación es lo que me parece más atractivo, así que tenía claro que iba a tirar a por Indexa o Finizens

Finalmente este mes me he decidido y he abierto mi plan de pensiones con Indexa (se puede empezar con sólo 50€) y he programado mi aportación mensual para no volver a tener que preocuparme por el tema dejándolo todo en piloto automático, como a mi me gusta, así que ya os iré contando cómo va evolucionando. 

Esta es la cartera que me ha quedado a mi: 

Cartera bien maja de Planes e Pensiones de Indexa

Si se os apetece hacer el test de Indexa para simular qué cartera de inversión os recomiendan para el plan de pensiones, podéis hacerlo en este enlace: hacer el test de inversión de Indexa.

¡Y nada más! Ojalá dejéis vuestros comentarios abajo y espero haber ayudado con mi aventura. Como respuesta a la pregunta inicial de planes de pensiones ¿sí o no?, claramente no puedo responder por todos: en mi caso es un , y creo que para muchas personas puede ser un elemento interesante en su estrategia financiera. ¿Lo será para ti? ¡A hacer cálculos! 🙂

Un abrazo, 
Inversor Millennial

Anexo: material de estudio relacionado